Feli Colina: “Sentí que había dejado morir algo de mí para que naciera ‘Feroza'”

Tras la pausa generalizada que el arribo de la pandemia puso en nuestro país, la salteña retomará por primera vez los shows de presentación de Feroza.


La historia de Feli Colina siempre llama la atención. Desde humildes comienzos en los subtes porteños hasta grabar en Abbey Road, la artista oriunda de Salta rompió esquemas con Feroza (2019), su segundo disco.

Se trata de un material que casi no pudo visitar otras ciudades aparte de Buenos Aires y Salta. Paradójicamente, sus presentaciones en Rosario y Córdoba también serán sus shows de despedida. Feli hace meses que viene anunciando que está preparando material nuevo que, probablemente, vea la luz el años entrante, aunque tiene la esperanza de largar algún adelanto durante este 2021.

Desde Indie Club conversamos con ella para indagar más sobre la gira, sus discos anteriores y su opinión sobre la actualidad de la escena independiente nacional.


Se acercan tus shows en el CC Konex (NdR: hoy reprogramado al Teatro Coliseo), donde hiciste sold out, y después la fecha junto El Zar en Rosario y con Santi Celli en Córdoba. ¿Cómo te sentís con respecto a eso, teniendo en cuenta que no llegaste a presentar el disco fuera de Capital Federal?

Estoy re contenta porque con la banda no fui nunca a otro lugar que no sea Salta. Entonces Rosario, Córdoba, Mendoza, Santa Fe, Mar del Plata, son lugares a los que hace mucho tenía ganas de ir y siento que con toda esta gente tenemos ganas mutuas de encontrarnos. Poder ir con todos los chicos a hacer este show que ya es diferente porque los temas de Feroza tienen un tiempo y ya estamos en proceso de hacer otro disco. La musicalidad es, quizás, un poco distinta, pero hay algo de la esencia que mantiene. Obviamente estoy muy contenta con este show nuevo y lo re quiero mostrar, así que estoy re feliz. También muy agradecida de poder hacer esto en este momento tan loco.

Foto: Santiago Bianchi

La verdad que sí, es un contexto difícil. Justo antes de la pandemia tenías una fecha en Rosario junto con otras exponentes nacionales y de la ciudad que se postergó dos veces para terminar cancelando definitivamente. 

Sí, sí, ¡cierto! ¡Ya me había olvidado!(risas). Era una fecha con Marilina, Agua Florida, y más. Iba a estar buenísima. Siento que pasó una eternidad desde aquel entonces, fue tan intenso el año pasado en cuanto a que teníamos mucho más tiempo para mirar el contexto que parece que pasaron mil años. Es genial que al fin voy a poder tocar ahí. 

Hace poco estuviste de gira por el interior del país con Conociendo Rusia, y en las funciones de Rosario la gente te mostró mucho afecto… 

Me conmueve muchísimo cuando pasa eso, me da muchas mas ganas de seguir con mi banda también. Esos shows del ruso fueron espectaculares, el Teatro Brodway es impresionante, y recuerdo el enorme cariño con el que nos recibió del público. La verdad que la gira que se viene en estas ciudades se las re debía, y me la re debía yo. Me da la impresión que tenemos muchas ganas de encontrarnos mutuamente. 

Respecto al show, ¿planeás montar toda la presentación tal cual la pensaste originalmente, o tenés pensada otra cosa que se adapte más a cada ocasión y tamaño de cada lugar? 

Espero poder llevarlo lo más completo posible. Hoy las condiciones dificultan hacerlo igual que cuando presentamos el disco. Vamos a priorizar la presencia de la banda, la ropa, la materia prima del show, no va haber tanto despliegue de escenografía como quisiéramos. Lo más sustancial va a estar garantizado. A Rosario he ido a tocar, a abrir algún otro show, pero siempre solita con la guitarra, y si bien me quedo re corta con lo que llevamos ya es totalmente otra cosa. En especial porque vamos con los chicos de la banda, ir empilchados a tocar una lista larga, creo que ya me alcanza. 

Foto: Santiago Bianchi

Recién mencionaste que estás preparando algo nuevo, que un poco estás despidiendo Feroza. Sin embargo, hace poquitos días se cumplieron 5 años de Amores gatos. ¿Qué sentís con respecto a eso? porque de Feroza también ya se cumplen 2 años, y es un montón de tiempo. 

No puedo creer lo rápido que pasa el tiempo. A Amores gatos sí lo siento más distante en el tiempo, es un disco que no he revisitado mucho, ni lo volví a escuchar casi, si lo tengo que tocar ahora creo que casi no me lo acuerdo, lo tengo medio abandonado, pobrecito. Por eso me pareció lindo festejarlo, para honrarlo. Fue mi primer disco, mis primeros pasitos en Buenos Aires. Así que quise hacerle un mimo a ese disco. Y de Feroza no puedo creer que pasaron dos años, lo estoy pensando ahora que me lo decís, creo que es ya una cantidad de tiempo lógica para algo nuevo. Creo que el disco que viene, espero poder adelantar algo este año, pero creo que va ser el año que viene por cómo vienen las cosas. Cada disco toma su tiempo, entre Feroza y Amores gatos pasaron tres años, y ahora también van a ser tres, asique parece que empiezo a conocer mi reloj compositivo.

El año pasado, durante la cuarentena, sacaste dos temas: “Cicuta” y “Serenidad”. 

Ambas son canciones que quedaron afuera de Feroza, incluso “Serenidad” quedó afuera en varios intentos. Es de los primeros temas que compuse en mi vida, ya lo había grabado de mil formas y tratando que entre en proyectitos más completos, en mi primer disco y después en el segundo. También en un momento que saqué unos temitas sueltos, pensaba meterla, pero al final la guardé. Cuando grabamos Feroza, grabamos esta versión que al final terminó saliendo, pero no entró en ese disco. Así que al fin encontró su espacio ahí, en pleno aislamiento, en plena cuarentena, y estoy re contenta de haberlo sacado porque siento que tomó un significado mucho más contundente, incluso mucho más que todas las veces anteriores. Y además en esta versión de guitarra y voz, era el momento indicado. 

Y “Cicuta” es una de las canciones con las que participamos en el concurso “Camino a Abbey Road”, con el que fuimos a grabar Feroza. Quedó afuera porque fue de lo último que compuse, sentía que ya no era parte de ese conjunto de canciones y estuvo bueno dejarlo para después porque tiene la participación de Vera Frod, que es una diosa, le queda bárbaro. 

Retomando lo de “Serenidad”, vos le propusiste a tu fandom que quien quisiera se sumara a participar de la elaboración del videoclip con algún aporte, y muchísima gente se prendió. ¿Cómo viviste eso? Es un feedback muy diferente lo que pasa con tu público. 

Totalmente, estoy muy agradecida de la comunidad Feroza, siento mucha conexión con la gente, muy familiar, como si fueran primas o tías. Y me encantó ver los videos de las brujis ahí, haciendo rituales, con agua, todas mostras haciéndose las lindas frente a la cámara. Realmente hermosas. Y seleccionar todas las tomas, para que más o menos encastren. En eso me ayudó Inti, la fotógrafa oficial de la banda, me ayudó a compaginar todo con Manusa (Manuel Figuerero, baterista) también. Y también estuvo re bien, porque yo estaba muy aburrida en la cuarentena. Y el tema daba para hacer algo como esto, por la calma que transmite. La verdad, me encantó. Es algo que generó mucha cercanía.

Foto: Nehuén Suárez

El 16 de abril también tenés la fecha en Córdoba con Santi Celli. 

Córdoba también es una ciudad a la que tengo muchas ganas de ir con la banda. Desde que sacamos el disco que siempre quisimos ir. Buenos Aires, Rosario y Córdoba son las tres ciudades obligadas porque siempre son los lugares donde más llega lo que se hace acá (Buenos Aires), y que también lo más accesible para ir. ¡Le tengo ganas a Córdoba! Va a ser agitadito meter dos fechas seguidas, pero eso también me gusta, después de estar tanto tiempo quieta es como que tengo ganas. Las fechas del Ruso fueron un poco eso, agarrar envión y hacerlo. Estuvimos de acá para allá. Tal vez antes de la pandemia me hubiera costado más energéticamente, pero ahora que estuve tanto tiempo guardando, me ilusiona bastante pensarlo. Y Santi es lo más, es un re amigazo, me encanta compartir con él, más allá de la fecha. Seguramente me subiré a cantar “Gracias por nada”, que es un tema que tenemos juntos. No lo hablamos, pero seguro va a suceder, así que me re ilusiona.

Y con El Zar, ¿cómo viene eso? 

Bárbaro también, unos amigazos. Nunca compartimos escenario, así que mucha expectativa. Lo mismo que con Santi. Los veo re distintos, con energías distintas. Tengo ganas de ver que pasa con esa mezcla de mundos.

Muches te conocimos por Spotify, y a primera escucha se nota que Feroza es un disco conceptual, que está pensado para escucharse tal cual. Es casi como un libro en el que no te podés saltear capítulos ni arrancar por el final. Hay algo al principio que es hermoso, pero para el oído que no está entrenado puede pasar desapercibido, la presencia de un rezo tradicional de la colectividad judía. ¿Cómo fue eso?¿Cómo surge?

Que loca la pregunta, hace poco me escribió una chica de la colectividad haciendo la misma observación, planteando que podía resultar ofensivo. Y yo, no sé, cuando lo hice no estaba muy sobre la mesa esta cuestión de la apropiación cultural, entonces no lo tuve en cuenta a la hora de grabarlo. Y cuando empezaron a surgir me quedé pensando bastante en el asunto, y si había estado bien meterlo en el disco. La verdad que surgió porque uno de mis mejores amigos es Seba Levín que es judío, y me acompaña a todos lados siempre, de hecho me acompañó a Londres a grabar Feroza, y yo quería que el sea parte del disco de alguna forma. Y él siempre fue una puerta de acceso al judaísmo, a la colectividad, a la cultura judía más que a la religión en sí. Siempre comparte conmigo todo tipo de cosas, por ejemplo, cantos en hebreo o me explica las palabras o me cuenta historias, me acerca un poco a todo ese mundo.

Cuando le dije que me gustaría que haga algo para la intro de Sagitario, me tiró la idea de hacer un rezo de la Torá, y a mí sinceramente me encantó. Nos pusimos a buscar, y encontramos esto que es de luto. Me mostró la traducción y me pareció tan hermosa la oración, en general las religiones y creencias tienen en sus rezos una belleza poética. La muerte es parte de la vida y tiene cierta belleza también, como el cuerpo y la vida tienen un ciclo que cumplir, volver a la tierra.

En ese momento -obvio que esto después lo reinterpreté mil veces y lo voy hacer toda mi vida- sentí que había dejado morir algo de mí para que naciera Feroza. Un poco el vestuario que usamos tiene que ver con eso, con capas de piel, que yo sentía que me iba sacando a medida que armábamos esto. Entonces, nada, me la leyó entera y yo elegí la parte que más me gustaba. Lo grabó y ahí nomás quedó. Eso fue el primer día de grabación. Mientras se grababan otras cosas, un amigo cayó con un libro que tenía una ilustración que me encantó, y después mirándola bien nos dimos cuenta que era una carta de Tarot. Tuvimos que ponernos a buscar, encontramos que era una sacerdotisa y resultó que uno de los elementos que tiene en la mano es justamente una Torá. ¡Nos re flasheó! Nos cerró por todos lados. Y lo elegimos como la tapa del disco, que está acompañada por la gárgola. Todo terminó de tener sentido. 

Foto: Santiago Bianchi

Por último, ¿Cómo es tu relación con la escena salteña? La verdad es que cuesta mucho que lleguen las cosas, lamentablemente la difusión de artistas, bandas y proyectos queda trunca por cómo se manejan los circuitos. 

Salta siempre tuvo generaciones de muy buenos poetas, de por sí tenemos una forma muy poética de expresarnos. Y las juventudes siempre estuvieron muy presentes en la producción cultural local, hay de todo -aunque es verdad que predomina mucho todo lo relacionado con lo folclórico-. Para mí, la clave está en que en todas partes del país se está generando público, que es importante para generar una movida de verdad. Porque los artistas siempre están, pero si no hay público difícilmente se puedan sostener y menos trascender de la localía. Buenos Aires siempre lo tuvo, en diferentes medidas. Córdoba y Mendoza hace poco lo empezaron a desarrollar, con Mi Amigo Invencible -seguro debe haber cosas anteriores, pero la verdad no conozco-. Creo que en todas las provincias va ir sucediendo. Artistas hay siempre, y siempre va haber. Cosas distintas e interesantes hay en todos lados. Ahora en Salta creo que hay ,algo se está gestando, sobre todo por la gente más chica, una generación posterior a la mía. Yo tengo 26 años y veo gente de 17 o 18 más que interesante, siempre buscando su propio camino. Recomiendo mucho investigar, por ejemplo hay una chica que se llama Chochi Salvaje, que para mí es una persona muy talentosa, que va hacer cosas cada vez más interesantes. Livelli por ahí es una generación más grande, yo crecí viéndolo. Qué se yo, también se me ocurren Popa, Cúspide y B Yami que fue mi gran descubrimiento del último tiempo. La recomiendo un montón porque es un tornado, es impresionante.


Feli Colina se estará presentando este jueves 15 de abril en el CC Güemes junto a El Zar desde las 20hs, y el viernes 16 de abril junto a Santi Celli en Club Paraguay desde las 19 hs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deslizar arriba

Hola! Si querés utilizar esta imagen, escribinos!